Biblia “Jacking”

A raiz de las vivencias con mis embarazos de alto riesgo, conocí el secreto dentro del versículo Juan 3:16 ¡Tenía que aprender a amar y a confiar en Dios!

Dios amó tanto al mundo que dio a su Hijo único para que todo el que crea en él no se pierda, sino que tenga vida eterna.

Juan 3:16 Versión Palabra de Dios Para Todos

Tengo a Diego y a Carolina esperando por mí en el otro lado de la eternidad. Mis bebés fallecieron uno en mi vientre y la otra a la media hora de nacer. Ambos a las 23 semanas de concebidos.

Durante el embarazo de mi tercer hijo tuve que estar en cama los 9 meses. Fue allí que comenzó mi romance con la Palabra de Dios.

La maternidad fue el vehículo que Dios usó para apegarme a Él y a su creativa, hermosa, poderosa, real, sabia, útil y verdadera Palabra. Hasta el sol de hoy, ése apego a Él gracias a mi romance por la Biblia ¡Me sostiene! Su Palabra es una larga historia de amor. Tanto, que es eterna.

Pero tengo una confesión que hacer: Me he adueñado de las Biblias de las personas que Dios usó para acercarme a Él. Comencé con la Biblia de mi abuela materna, una Reina Valera edición de 1909, con ése lenguaje antiguo tan particular. Seguí con la de mi suegra, ésa se la pasé a mi esposo. Dentro de ella encontramos notitas y anotada la lista de las fechas de nacimiento de todos sus nietos en su puño y letra.

Tengo muchísimas versiones que me he comprado yo misma. Pero esas Biblias que he rescatado luego del fallecimiento de mujeres a través de cuyas vidas Dios sembró tanto de su memoria de gracia en mí, son tan preciadas como joyas para mí.

Dios guarde a mi santa madre y siga conservando su vida. Pero, cuando el Padre Celestial le prepare la maleta para el viaje al otro lado de la eternidad… sepa que es posible un Biblia “Jacking” de su hermosa Biblia grandota e ilustrada… ¡de colección! Que mi hermana no se entristezca, en ése caso creo que podemos arreglar una custodia compartida para la tenencia de esa Biblia.

Nota Aclaratoria: “jacking” es el término informal del inglés que significa tomar algo para sí por sorpresa, ilícitamente o por la fuerza. No robar es un mandato claro departe de Dios. La Biblia de mi abuela se la pedí a mi madre. La de mi suegra, lo notificamos a mi cuñada y fue concedida. Pero tengo que reconocer que el fuego del deseo por hacerme con ellas, no es normal. Ya como que lo estoy haciendo una tradición. Son como un acto de complicidad entre mi Señor y yo. Cariños y privilegios de gozo que Él me ha concedido.

Y tú ¿Has vivido esto mismo? ¿Coleccionas Biblias de las personas amadas e importantes en tu vida?

Publicado por C.Z. Maldonado

Lectora empedernida y escritora por descubrimiento. Feliz esposa y madre. Educadora en temas que inciden sobre la vida, la familia y las libertades fundamentales. Conferenciante, estudiosa y comunicadora para varias plataformas en temas contemporáneos de fe, ética y política.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: